Paso a paso y baile a baile. Con mucho esfuerzo y aún más ilusión. Así afrontó el camino el equipo de bailarines de la Escuela de Danza Lía que, tras pasar dos rondas clasificatorias, el pasado fin de semana compitió con éxito en el campeonato europeo que se celebró en París. El grupo adulto logró alzarse con el título de campeón continental, un galardón que se completó con el cuarto puesto en la categoría junior y el subcampeonato alcanzado por el alumno Roberto Suárez, que actuó como solista. Un enorme triunfo para la academia del barrio de Pumarín que sorprendió incluso a la directora del centro. “No nos los esperábamos y nos hizo mucha ilusión”, cuenta Lía González, fundadora de la institución.

La trayectoria de la escuela de danza y el recorrido que la llevó a París, no obstante, daba fuerza a la candidatura de los bailarines a sentarse en el trono europeo. Maravillaron en Bilbao, donde compitieron con coreografías de la zona norte de España y se clasificaron para el torneo nacional de Madrid, donde cosecharon también un éxito que les abrió las puertas del continente. Para el asalto a la capital francesa, desplazaron 73 personas, 34 bailarines que estuvieron arropados por sus familias y amigos.“Hemos ensayado durante todo el curso y a los bailarines les gustaba la coreografía”, apunta Lía González para desvelar el buen rendimiento de sus alumnos. Una receta que les llevó a imponerse en una fase final a la que solo llegaron 230 grupos de siete países diferentes, el doce por ciento de los que se lanzaron en un primer momento a bailar con el objetivo de llegar a París.

 

Los artistas que llegaron más alto y se trajeron de vuelta a Pumarín el primer puesto fueron los que participaron en la coreografía “Los chicos del coro”. Un baile que conquistó al público antes que al jurado. “Mucha gente se acercaba para felicitarnos tras la actuación”, celebra Lía González, que señala la gran temporada que ha realizado su academia le ha servido para colarse entre los doce nominados a los premios “Duende”, que determinan la mejor escuela entre las formaciones de distintos países elegidas para participar. A finales de este mes tendrá lugar la primera eliminatoria y el siguiente, cuando solo queden tres, el centro ovetense podría acumular un premio más para unas vitrinas cargadas de éxito.

 

Fuente original (foto y noticia): La  Nueva España

Compartir